dijous, 12 de novembre de 2015

JUEVEANDO CON LA FANTASIA.




Nuestro anfitrión de esta semana, EL DEMIURGO DE  HULINGHAN, nos ha dado tantas opciones que ha sido difícil de escoger una. Me ha parecido que la menos terrorífica, era la última la número 23. Y sobre ella se me ha ocurrido el siguiente relato.

UN HADA SALVADORA.

Habian subido a la montaña al amanecer. Los dos amigos eran escaladores con mucha experiencia.
Cuando empezaba a clarear el dia se dieron cuenta que se habian perdido. Inaudito! aquella ruta estaban casados de hacerla y se la conocían como la palma de la mano. Decidieron darse  una pausa y pensar como habian de seguir. Ismael dijo que se tenian separar y que el que encontrara el camino, avisara al otro, por radio y que le diera las coordenadas. Julio hubieria escogido caminar juntos, por si surgian otros problemas. Pero fue Ismael el que impuso con sus teorias. Se separaron e hicieron pruebas por si la radio funcionaba. Todo bién. Después de andar dos horas, uno hacia el Este y el otro al Oeste, lo que parecia tan sencillo, se volvió repentinamente  en un escollo imposible de superar. Julio no podia seguir su ruta, porque se encontró ante unas grietas que le imposibilitaban el camino, y en un intento de salvar un desnivel, resbaló y la hendidura que lo absorvió sin piedad.
isamel intentó ponerse en contacto con su amigo, pero pronto comprendió que ya no le seria posible. De forma que se encontraba completamente solo. Abatido y cansado decidió dar a aviso a los equipos de rescate, pero tampoco. No sabia ni donde se encontraban ni  él ni su amigo. Todavia habia un poco de luz diurna y habia que que bajar como fuera porque la tierra estaba abajo, esto sin duda. Llegó a un punto que se terminó la montaña y solo se veia agua. Supuso que, era un rio por la fuerte corriente, al tiempo que oia una voz muy suave y armoniosa.
  --  No te lo pienses mas! -decia la voz.
  --  Ven a la otra orilla, que te estoy esperando. -Seguia.
Se lanzó al agua pero era tan helada, que se le quedaron las extemidades congeladas y  no las podia mover. No pudo con la corriente que  lo arrastraba sin remedio. Al llegar al borde del precipicio una red lo retuvo y lo arrastró hasta la orilla de donde salia la voz. Era el echarpe de un hada, la dueña de
la voz.  Un hada misteriosa y  y gaupísima, que lo acunó en su regazo, con su calor le devolvió la vida, e Ismael ya no necesitó nada más para ser inmensamente feliz, el resto de sus dias.

22 comentaris:

Neogéminis Mónica Frau ha dit...

Una de las primeras reglas básicas de los exploradores debería ser el no separarse en caso de extravío!...siempre hay mayores posibilidades de salvación manteniéndose juntos, aunque, en este caso, al menos para uno de los dos, fue positivo!
Un fuerte abrazo

* ha dit...

¡Wowwwwww!
Eso es como el tema del "tercer hombre"... Esa voz que en el momento más complicado, cuando ya todo parece perdido, te saca de dentro el último aliento para superar la situación...

Y un hada, una salvadora, de carne y hueso que lo acuna en sus brazos...

Besos enormes.

Alma Baires ha dit...

Qué historia Montserrat! ...esa fuerza que a veces nos rescata de situaciones que creíamos ya perdidas, en donde nos creemos ya perdidos ...me encantó.

Un beso.

Ester ha dit...

Las hadas siempre nos echan una mano, una suerte que haya una en tu relato que es magnifico. un abrazo

Carmen Andújar ha dit...

Seguro que nunca se hubiera imaginado que serí salvado por un hada, que mevor salvamento. La verdad es que nunca hay que perder la fe, cuando estás en situaciones extremas.
Muy bonita historia.
Un abrazo

Tracy ha dit...

Me he agobiado al leerte, menos mal que llegó el hada en el momento oportuna.
Una historia esperanzadora, que estimula la confianza en los momentos difíciles.
Un abrazo

Montserrat Sala ha dit...

Hola Neo: sí, tienes razón, pero las reglas están para saltárselas. Alguna cosa les haria desistir, para tomar tal decisión. Ellos pensaban que no estaban lejos del punto de partida. Muy amable por comentar. Un besazo bién grande

Montserrat Sala ha dit...

*:Hola, es toda una casualidad, que sea tema parecido al del tercer Hombre.Porque yo no conozco ni el libro ni la película. Gracias por tu cometario y que difrutes con salud de este finde.

Montserrat Sala ha dit...

Gracias Alma Baires por tu opinión. NO en esta medida, si que hay cosas que nos invitan a cambiar la vida por una mejor opción.
Un beso y un feliz fin de semana.

H... (Perla Gris) ha dit...

Que bonita historia... esa voz le dio aliento para revivir, ese calor acunado en su regazo fue una especie de volver a nacer... me ha gustado mucho...
Besines...

Montserrat Sala ha dit...

Mira Ester, cuando era una niña muy chiquita, las hadas me salvaban de todos peligros i de los apuros más gordos. Por esto me ha parecido que este motañero solo podia salvarle una hada. Besos y gracias.

Montserrat Sala ha dit...

Esto es cierto, Carmen Andújar. La esperanza no hay queperderla nunca. En el último momento se peude arreglar las cosas de la forma más
sorpredente e inesperada. GRacias. Besos.

Montserrat Sala ha dit...

Tracy: siento haberte agobiado amiga,es loq ue estaba más lejos de mi intención. Muchas gracias por comentar. Feliz finde.

Montserrat Sala ha dit...

H...(Perla gris. NO habia caido en ello. Una metáfora que tu has percibido al instante y a mi que se me ha escapado. GRacias amiga y recibe mil
besos

El Demiurgo de Hurlingham ha dit...

¿Que mejor que ser salvado por un hada?
Ahora que lo pienso, combinaste muy bien dos argumentos. Felicitaciones.

Montserrat Sala ha dit...

Hago lo que puedo amigo Demiurgo. De esta literturqa fantástica ni he leido ni he escrito nada. Sale lo que sale! Gracias por tu comentario y te deseo un buén finde con fantásticas sorpesas oníricas.

pikxi ha dit...

Es verdad que el hada le salvó, pero también provocó que se cayese al agua. Quizás fue ella quien hizo que se perdiese para tenerlo por siempre a su lado.
Un saludo.

LuisBernardo Rodriguez ha dit...

Montserrat, he comentado casi todos los aportes pero algunos por el móvil y visto que no aparece mis palabras es que vuelvo a comentar. Hermoso mundo de fantasía has creado, me ha gustado mucho y se lee de un tirón. Gracias por compartir tu trabajo y saludos desde Uruguay!!

rosa_desastre ha dit...

Quien fuera niño, quien tuviera abierta la puerta de la fantasía para envolvernos en ese chal de hadas que en tantos momentos nos hace falta....
Besos

Montserrat Sala ha dit...

Hola Pikxi: Esta mañana te he dejado, una contestación y que ahora no veo. vuelvo a mandarte mi agradecimento por tu comentario diferente que aprecio en lo que vale. Un beso y buena semana

Montserrat Sala ha dit...

Luis Bernardo: No te preocupes, sé que estas cosas passan. Me alegro que hayas leido con interés mi relato: Gracias amigo, has sido muy amable con tus palabras.
Un saludo muy cordial.

Montserrat Sala ha dit...

Aaayyy!!! Rosa, a mi también me gustaria tener un chal salvador como el del montañero, para poder esconderme de mis males y abrigar mis voluntades.
Gracias por tu visita, Te dejo un beso sonoro y cariñoso

sinfonic i filles

sinfonic  i filles

ORQUESTA SINFÓNICA DE VIENA

ORQUESTA SINFÓNICA DE VIENA
LA MEVA ORQUESTRA PREFERIDA